Visión

La Unidad Educativa Giovanni Farina, en el año 2018, será una  organización de crecimiento integral continuo  mediante la excelencia académica, basada en la capacitación permanente de los docentes y la vivencia de valores, que trascienda la normativa vigente, generando conocimiento, investigación, innovación científica y tecnológica, emprendimiento, desarrollo sustentable, promoción social, calidad de vida y liderazgo.

En  fidelidad interactiva a la inspiración original del Fundador, Beato Giovanni Farina, forma y potencia líderes competentes  que transmitan identidad cristiana-carismática, asumiendo el compromiso de transformar positivamente a la sociedad, que convencidos de su Fe, radicada en el Evangelio, den testimonio de la misma y se inserten plenamente en los cambios que la sociedad les exige, ciudadanos capaces de trasformar la familia y su entorno, construyendo la unidad familiar en el amor a Cristo y al prójimo.

Misión

Somos la  Unidad Educativa Giovanni Antonio Farina, integrada por religiosas y laicos comprometidos: padres de familia, docentes, estudiantes. Realizamos la labor educativa en  este establecimiento acogiendo a  la niñez y juventud de las familias del Valle de los Chillos y sus alrededores,  con atención a las nuevas problemáticas  actuales.

Educamos y evangelizamos a los miembros de la comunidad educativa con “suavidad y firmeza”, al estilo del amor misericordioso del Corazón de Jesús y la ternura del Corazón de María, como legado espiritual del patrono institucional Mons. Giovanni Antonio Farina, a fin de lograr la  excelencia personal y académica, el liderazgo profesional y el compromiso solidario al servicio de la iglesia y de la sociedad.

Objetivo General:

Formar integralmente a la niñez y juventud para lograr su realización personal mediante actitudes positivas cimentándolas en valores, para construir una nueva sociedad en la que reine la justicia y el amor.

Objetivos Específicos:

  1. Desarrollar en la niñez y juventud sus capacidades físicas e intelectuales, mediante una excelente formación académica con maestros capacitados y en constante actualización.
  2. Privilegiar el desarrollo de la inteligencia afectiva y equilibrio emocional, a fin de que los estudiantes actúen con voluntad, autodominio, autodisciplina y autenticidad.
  3. Lograr que los estudiantes tomen conciencia de su rol en la sociedad.
  4. Formar en los estudiantes convicciones profundas de Fe en Dios y su doctrina mediante la catequesis, vivencia de los mandamientos y sacramentos, para que hagan de su vida una permanente entrega de solidaridad y servicio al prójimo.
  5. Infundir la espiritualidad de los Sagrados Corazones de Jesús y de María en todos quienes conforman la Comunidad Educativa, mediante la imitación de las virtudes de: caridad, misericordia, perdón y bondad, para que estos iluminen y den sentido a la vida de cada persona.